Siguenos
Martes 24 de abril de 2018
   
Mujeres imparables…
Mujeres imparables…
Brisa Gómez / AVC Noticias.  
2018-03-08.- Y para ti, qué significa ser mujer? Es la pregunta que responden cuatro mujeres cuyo trabajo aporta beneficios a la sociedad y que de alguna manera, desde el deporte, el arte, la ciencia o el trabajo voluntario representan la diferencia en las vidas de las personas que tocan de una u otra manera.

Mujeres Imparables


p>

Xalapa, Ver.- (AVC/Brisa Gómez) ¿Y para ti, qué significa ser mujer? Es la pregunta que responden cuatro mujeres cuyo trabajo aporta beneficios a la sociedad y que de alguna manera, desde el deporte, el arte, la ciencia o el trabajo voluntario representan la diferencia en las vidas de las personas que tocan de una u otra manera.
Desde impulsar a jóvenes a practicar un deporte, hasta llenar el alma de éxtasis a través del arte, previniendo un desastre por actividad volcánica o salvando vidas en incendios, estas mujeres son punta de lanza en actividades que antes eran consideradas masculinas.
Fuertes, empoderadas, dueñas de sus vidas y sus destinos, Katrin, Juana, Jatzisi y Samanta nos cuentan cómo es vivir imparables para alcanzar sus sueños.

Juana, la Primera inspector de Bomberos de Xalapa

“La verdad a mí me gustó, sentí que esto era lo mío, me sentí como si esta fuera mi otra casa y hasta la fecha aquí sigo”, dice Juan García, que este año cumplirá 32 en el servicio de Bomberos de Xalapa, como integrante operativa y administrativa de la corporación.
De figura esbelta, recta, sonriente y orgullosa enfundada en su uniforme de Bomberos, recuerda que un día a sus 20 años tenia la necesidad de aprender algo, hacer algo además de estudiar la preparatoria.
Ella ingresó a un curso de primeros auxilios que ofrecieron los Bomberos en aquel entonces y de ahí, se les invitó a los asistentes a unirse como voluntarios a la corporación.
“Yo me paré y pregunté si las mujeres también podíamos hacer y me dijeron que si” desde ese momento inició el entrenamiento básico para portar el chaquetón, las botas y el casco que la han acompañado como uno de los atuendos comunes en su vida cotidiana.
Al sonar la alarma, cuando está como operativa, sale junto con sus compañeros y atiende las emergencias por las que piden apoyo los ciudadanos, desde un enjambre, un animal ponzoñoso, un incendio o una explosión.
Recuerda que cuando ella entró a la corporación otras mujeres también decidieron hacerlo con ella, pero poco a poco se fueron retirando porque sus vidas iban cambiando, hasta que sólo quedó ella de ese primer grupo de mujeres.
Juana cuenta con orgullo que en su familia fue la primera en sumarse al cuerpo de Bomberos, nadie antes lo había hecho, y ahora además de ella uno de sus hermanos y un sobrino han decidido participar también.
Además de realizar sus actividades como integrante del cuerpo de Bomberos, Juana aprovecha el entrenamiento físico que necesita para mantenerse fuerte para portar los de 20 a 50 kilos que pesa el equipo y corre para mantener su condición óptima.
El correr, además, le ha permitido participar en carreras de diferentes longitudes, prepararse para cargar mangueras le ha dado la fuerza en piernas y brazos para recorrer largas distancias y obtener medallas.
Uno de los muros del Museo de Bomberos tiene un nicho especial con su nombre y bajo las letras, dentro de una caja con vidrio, es posible ver sus medallas, muchas de primero o segundo lugar en las carreras.
Una de las preseas significativas para ella es un casco de Bomberos color rosa, el cual ganó por llegar en primer lugar en una carrera organizada para apagafuegos, mismo que tiene en su escritorio dentro de la Comandancia de Bomberos.
“Al principio la gente si se sorprendía de ver a una mujer como Bombero, ahora ya no, ya es más común” reconoce Juana al tiempo que recomienda a las jóvenes a unirse a la corporación, la disciplina, el trabajo en equipo y el compañerismo es un sitio donde siempre hay lugar para más mujeres que quieran ayudar en emergencias.
Una de las experiencias que ella recuerda con cariño es cuando fue con sus compañeros a capturar a una serpiente que se había metido a la casa de una anciana.
Dijo que cuando llegaron la mujer estaba muy asustada y tuvieron que calmarla por el miedo y la crisis nerviosa que presentaba, tras llevarse al animal regresaron a la comandancia y no volvieron a hablar del tema, como en otras emergencias.
Días después llegaron a la comandancia y la anciana les había llevado un pastel y agua, como agradecimiento por llevarse al animal y por haber estado con ella en un momento en que su miedo le había ocasionado una situación de mucha angustia.

La música fue amor a primera vista : Jatziri



“La vida me llevó por los caminos de la música y cuando la conocí, fue amor a primera vista y entonces decidí a ser profesional”, dice Jatziri Gallegos, cantante de jazz y maestra de JazzUV, para quien la vida depara muchas sorpresas relacionadas con la música, sin incertidumbres, ni preocupaciones siempre que la lleve acompañada de su voz.
La música es el vehículo de Jatziri, desde niña conoció sus primeras notas y los instrumentos que llegaban a casa en las manos de su papá, sin embargo hubo un momento en que ella conoció el canto y supo que su instrumento estaba dentro de ella, su voz.
Cantante de jazz, maestra de nuevas generaciones de jazzistas reconoce que el camino no ha sido sencillo, pero si ha sido satisfactorio, pues le ha dejado el buen sabor de boca de ocuparse en lo que le gusta sin faltar un sólo día a sus principios artísticos.
A pesar de sentir vibrar a todo su cuerpo con la música y a través del canto, ella se inició en la radio como una niña y en el teatro, pues lo que le gustaba era la actuación, hasta que poco a poco fue descubriendo que su pasión era cantar.
Poco a poco, de escuelas en la Ciudad de México un día se embarcó en un largo viaje a Nueva York, Estados Unidos, para desde ahí dedicarse por completo al jazz, el género musical que la marca y la hace vivir cada día en un ambiente armónico y creativo.
Ese viaje le hizo aprender muchas cosas y comprender además que como mujer y como latina enfrentaba obstáculos particulares, pues los estereotipos y la discriminación se hicieron presentes, hasta que demostraba su capacidad y el nivel de profesionalismo con el que se paraba en un escenario.
“Como mujer llegas al escenario y a un trabajo debes demostrar primero que eres músico, de calidad y en serio y si soy cantante primero tengo que demostrar como cantante, como mujer y como Latinoamérica y tienes que demostrar eso antes de que te escuchen”, expresa.
Reconoce que en el jazz, como en la música y en todas las actividades humanas hay más oportunidades y espacios para hombres, no por falta de mujeres, sino porque son menos visibles, se les exige más y en algunos casos se les demanda primero probar sus habilidades antes de darles una oportunidad.
“En mi caso no ha habido tanto conflicto al respecto, siempre tuve el apoyo de mis padres y pude hacer lo que quería, las oportunidades que me dieron en la casa fueron importantes sin fijarme en las diferencias en los géneros, pero ya más grande te das cuenta de cómo predominan, cómo se mueven los roles de mujeres, es cuando tienes que convivir y hacer el trabajo”.
Dijo que en el jazz en particular ha sido muy evidente que a las mujeres se les estereotipa, como cantantes y pocas veces como saxofonistas, compositoras o arreglistas, sin embargo esa es una realidad que cambia según el lugar donde se esté tocando.
“Yo estuve viviendo en Nueva York, estuve expuesta a tener más mujeres presentes como músicas, no solo cantantes, porque se habla de los estereotipos de las mujeres en el jazz como cantantes, no trompetistas, arreglistas”.
Ahora, en el caso de JazzUV, dijo que ha podido ver a muchas más mujeres jóvenes interesadas, más interesadas en ser cantantes, “pero al menos yo como docente doy la importancia de que no solo somos cantantes, somos músicos y debemos estar apegadas a la música”.
Sobre el futuro, Jatziri reconoce que no hay un plan definido ahora, pues esta consiente de que quiere seguir explorando la música “quiero seguir creando, quiero seguir enseñando, quiero seguir conociendo gente, quiero seguir conociendo mis capacidades como vocalista y como músico, quiero seguir aprendiendo sobre música y mientras tenga donde vivir y qué comer y mi voz que me acompañe estaré bien”.


El skate es como la vida, si te caes te levantas: Samantha

“Alguien que me dijo una vez que el skate es como tu vida cotidiana, si te caes te levantas”, esa es la filosofía que conduce la vida de Samanta Báez, una joven, egresada de comunicación, cuya pasión es el patinaje.
Desde los 17 años se subió a su primera patineta, una tabla prestada por amigos a los que vio hacer todo tipo de suertes y acrobacias sobre la tabla con ruedas y supo que quería probar suerte.
A partir de ese momento inició esa relación entre ella y su patineta, que la motivó a experimentar movimientos, saltos, ejecuciones que le permitieran por fracción de segundos estar en movimiento, en el aire.
No siempre ha sido una actividad fácil, fuera de las lesiones, la falta de espacios para practicar este deporte ha sido uno de los obstáculos que de alguna manera limita la posibilidad que tiene Samanta de practicar algunas de las ejecuciones que más le gustan.
A ella le gusta bajar escaleras en patineta, por el pasamanos, brincando y deslizando su tabla por la superficie, haciendo saltos y dando vueltas, en una coordinación perfecta entre su cuerpo y la patineta.
Sin embargo esos espacios en Xalapa no están disponibles para quienes usan las patinetas para bajarlas, sino más bien para las personas a pie que van caminando para subir y bajar los peldaños.
Samanta comenta que además de eso se ha topado con limitaciones por reglas no escritas que les ponen un freno para la práctica de su deporte, pues en su caso, una vez estuvo a punto de ser llevada por la policía, sólo por patinar fuera de un espacio al que se ha confinado a los “skaters” en el Parque Juárez.
Entre risas ella recuerda que en esa ocasión, acababa de cumplir 19 años cuando por un descuido suyo salió de esa área delimitada con una línea imaginaria, cuando llegó un policía a detenerla por afectar a la gente que pasaba por ahí.
Reconoce que para poder librarse de la policía tuvo que mentir, diciendo que era menor de edad y que no podía ser llevada por los policías, pues no estaba cometiendo ningún delito grande. Esa ocasión se salvó, sin embargo aprendió a ser más cuidadosa.
Como mujer, en un deporte considerado extremo, dice que en los últimos años se ha abierto la posibilidad de que las mujeres incursionen en esta actividad y destaquen, incluso en México, dice, existen al menos tres patinadoras profesionales que ella admira y a las que le sigue sus pasos.
De complexión delgada y baja de estatura, siempre de pantalón mezclilla y con tenis, Samanta recomienda a las niñas “que se atrevan” a probar cosas nuevas, a no temer a las caídas y que “si sienten que lo de ellas no es bailar o hacer otro tipo de deporte, que se atrevan a hacer algo nuevo, a buscar”, pero sobre todo a practicar hasta conseguir avanzar en su ejecución.

Dividir el tiempo entre la vulcanología y la familia: Katrin

Katrin divide su vida en dos, diariamente balancea su trabajo como vulcanóloga y su familia para repartir el tiempo sin descuidar nada, ella no esta dispuesta a dejar ninguno de los dos aspectos de su vida, pues ama ambas partes.
“Yo creo que generalmente, tomando en cuenta toda la vida, a veces es difícil darle tiempo a todas las cosas, yo muchas veces digo que sería mejor mamá si tuviera otro tipo de trabajo y que sería más productiva si no tuviera familia, pero no estoy dispuesta a dejar una cosa o la otra”.
Esa dicotomía genera en Katrin algunas veces un malestar, al sentir que no puede ser mejor y organizar mejor su tiempo, sin embargo se organiza para participar con sus hijas en sus actividades escolares, extra escolares, sociales y al mismo tiempo se las arregla para producir resultados en investigaciones, participar en conferencias, colaborar en investigaciones grupales, dar clases y generar proyectos multidisciplinarios con otros investigadores.
La disciplina que eligió Katrin es el resultado de un amor a la tierra desde niña en su natal Alemania, ahí estudió una licenciatura en Geología, posteriormente se especializó en vulcanología y viajó hasta llegar a México, donde se estableció y trabaja como la única mujer en esta disciplina dentro de su área en la Universidad Veracruzana.
Siempre con una sonrisa en el rostro, muestra los tesoros que tiene en su oficina, que son un par de fósiles hallados en los recorridos que hace por diferentes partes del país, en los levantamientos de información que lleva a cabo, las puntas de obsidiana que encuentra y que guarda para estudios y la botella de cerveza alemana que se mantiene cerrada, a la espera de que obtenga el nivel uno del Sistema Nacional de Investigadores.
La geología no es una carrera sencilla para nadie, pues implica no sólo tener mucho conocimiento sobre suelo, rocas y dinámicas, sino también porque requiere de una excelente condición física pues es necesario recorrer largas distancias, cargando varios kilos de equipo y resguardando los materiales delicado.
Aunado a esto “los volcanes no conocen fronteras”, dice Katrin, quien dijo que tanto para hombres como para mujeres representa un esfuerzo importante el desarrollar investigaciones que prolongan visitas de campo hasta por tres o cuatro semanas, dejando atrás todo lo que no es posible llevar.
Katrin muestra sus mapas y anuncia que en breve imprimirá un mapa en lona, resultado de una de las últimas investigaciones que ha desarrollado junto con un equipo de investigadores, quienes la invitan a participar en la evaluación de los riesgos volcánicos, los sedimentos, las mecánicas y otros aspectos de los volcanes en México.
Sin embargo el terminar un proyecto no implica que todo acabe para ella, sino al contrario, es el punto donde se contempla iniciar uno nuevo.
La zona de Santa Marta, en los Tuxtla, ella pretende hacer nuevas investigaciones, sin embargo Veracruz no es su único objetivo, pues pretende también viajar al bajío, donde existen aún volcanes que ni nombre tienen.


Comentarios
Iniciar Sesión
Busqueda Avanzada
 
 
+ Noticias
 
AVC Noticias 2013 - Contacto redaccionavc@hotmail.com Domicilio: Diego Leño 51 Despacho 401 Centro Xalapa, Veracruz
Tel- 012288 41 93 93
Diseño Amarillo Estudio • Programación Firewall Soluciones